Volar un drone nunca fue tan fácil

 

¿De la ciencia ficción a la vida real en doce meses? Imposible. Hasta las deportivas que se atan solas de Regreso al Futuro han tardado 30 años en pasar del celuloide a las estanterías de Nike.

Pues bien, 2015 fue para los drones ese año en que los pronósticos más audaces se convierten de repente en realidad.

Así transcurrieron estos meses frenéticos en los talleres.

1. Éxitos tecnológicos

Reparto con cuadricópteros 

Los últimos adelantos han hecho posible que el café de la esquina te pueda servir el cortado en la repisa de la ventana. Parece ciencia ficción, aparte de un modelo de negocio cuestionable, pero Amazon y Google ya hablan muy en serio del reparto a domicilio con drones.

Mientras eviten las zonas excluidas y cumplan con las normas de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), los negocios que quieran emplear cuadricópteros tienen el cielo abierto.

¿Qué hay de nuevo, viejo?

Estas son las novedades técnicas que han rescatado a los drones del futuro hipotético y los han traído de vuelta al presente.

  • DJI ha desarrollado la navegación basada en puntos de referencia, que permite a los pilotos programar el recorrido en una pantalla táctil.
  • Fabricantes como Yuneec y 3DR proponen un software de autoseguimiento que habilita al dron para volar a 100 metros de altura grabando todo lo que haces.
  • Con el aumento del tráfico no se puede excluir la posibilidad de que un novato incruste su dron contra el tuyo, pero el software para evitar colisiones está avanzando también a paso de gigante.
  • En general toda la programación informática que sirve para automatizar las trayectorias de vuelo ha mejorado mucho.

La buena noticia: todavía hacen falta pilotos

Aunque nos acercamos peligrosamente al punto en que los drones serán autónomos, aun se necesita alguna forma de vida basada en el carbono a los mandos.

Eso sí, para quienes reconocen que tienen “dos manos izquierdas”, como dicen los alemanes, nunca ha sido tan fácil lanzarse a la conquista de las tres dimensiones.

2. Vuelo asistido.

Los profesionales del dron comercial están de enhorabuena

Para ellos sin duda la buena noticia es la navegación automática. En las industrias donde se emplean drones estos sistemas van a recibir una calurosa bienvenida.

Las rutas de vuelo preprogramadas sobre un mapa vienen como anillo al dedo para misiones de vigilancia a gran escala como prospecciones petrolíferas, operaciones de búsqueda y rescate, control del estado de los cultivos o recolección de datos con sensores meteorológicos.

El insustituible toque humano

Hay  sectores que se resisten, tal vez con razón, a dejar que los drones hagan todo el trabajo. Los fotógrafos y documentalistas profesionales argumentan que nadie puede predecir, antes de verlos con sus propios ojos, dónde están la imagen interesante o el ángulo correcto.

De todas maneras, incluso ellos reconocen que lo importante es saber cuándo confiar en el dron y cuando tomar los mandos.

La navegación automática de DJI

El fabricante del Phantom ha recibido muchos elogios precisamente por facilitar ese delicado equilibrio entre personas y máquinas.

  • La función “Rumbo fijo” mantiene la trayectoria mientras el piloto mueve a voluntad el morro del cuadricóptero para tomar imágenes.
  • La función “Punto de interés” hace volar el dron en círculo en torno a una referencia fijada por el piloto en un mapa, con la proa orientada al centro para rodar vídeo de manera ininterrumpida y estable.

Consulta opiniones de clientes y ofertas.

3. ¡Mira hacia delante!

Evitación de obstáculos

En lo que coinciden todos los pilotos es en su entusiasmo por los sistemas que mantienen a los drones lo más lejos posible del peligro. Trabajando bajo condiciones meteorológicas adversas, o en entornos difíciles, el software que impide las colisiones ha servido ya para salvar muchos aparatos de la destrucción o el extravío.

Conoce lo último en evitación de obstáculos en nuestro artículo sobre el tema.

¿Y si busco emociones fuertes?

Los repartidores de comida japonesa y los locos de las acrobacias no buscan lo mismo. Por eso en adelante unos drones tenderán a automatizarse mientras otros seguirán dependiendo sobre todo de la habilidad de los pilotos.

Volar es muy divertido. Requiere tomar algunas lecciones y mucha práctica, pero si manejas un dron automatizado al cien por cien te pierdes la mejor parte.

 

¿No terminas de decidirte entre un dron fácil de volar o uno indomable? ¿Entre el vuelo asistido y las piruetas temerarias? ¿Quieres grabar los mejores videos pero sin renunciar al vértigo? Visita nuestra tienda y seguro que te llega la inspiración.

 

Fuente: wired.com.

Be the first to comment on "Volar un drone nunca fue tan fácil"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.créditos

ACEPTAR
Aviso de cookies